Reserva tu mesa llamando al Telefono: 965 21 39 96

Los quesos italianos son algunos de los mejores del mundo. Con tantos tipos para elegir, puede ser difícil saber cuáles utilizar en tus recetas. Tanto si buscas el clásico Parmigiano-Reggiano como algo un poco más exótico, hay un queso para cada plato. En este artículo, repasaremos algunos de los mejores tipos de quesos italianos para utilizar en tus recetas.

Mozzarella

La mozzarella es uno de los quesos italianos más populares y se utiliza a menudo en platos como la pizza y la lasaña. Tiene un sabor suave y una textura elástica, por lo que es una gran elección para platos fundidos. Es un queso clásico que se encuentra en muchos platos italianos, así que no puedes equivocarte añadiendo mozzarella a tus recetas.

¿Quieres disfrutar de una variedad de platos con ingredientes como este tipo de queso italiano en Alicante?

tipos de quesos italianos

Provolone

Provolone es un poco más intenso que la mozzarella, con un sabor ligeramente ahumado y picante. Es un queso fantástico para fundir y se utiliza a menudo en bocadillos, pasta y salsas. También es una gran opción si buscas añadir un poco de profundidad a tus platos. Busca una variedad más joven si quieres un sabor más suave, o decántate por un provolone más curado para obtener un sabor más fuerte.

Parmigiano-Reggiano

El Parmigiano-Reggiano es un queso duro clásico popular en todo el mundo. Tiene un sabor a nuez, ligeramente salado, y es perfecto para rallar sobre pasta, ensaladas o sopas. También es ideal para picar solo, por lo que es un queso versátil que puede utilizarse en una gran variedad de recetas.

tipos de quesos italianos

Gorgonzola

El gorgonzola es un queso azul cremoso y picante, perfecto para dar un toque picante a tus recetas. Combina de maravilla con platos salados como la pasta, el risotto e incluso el filete. También es una gran opción para añadir un poco más de sabor a ensaladas y salsas. Utiliza las variedades «dolce» (dulce) o «piccante» (picante) según el sabor que busques.

Ricotta

La ricotta es un queso fresco y cremoso perfecto para añadir un poco de textura y sabor a tus recetas. Es ideal para platos salados como la lasaña y la pasta, pero también puede utilizarse en postres como tartas y pasteles de queso. Tiene un sabor ligeramente dulce y ácido que combina bien con diversos ingredientes.

Pecorino Romano

El pecorino romano es un queso duro y salado, perfecto para rallar sobre la pasta, las ensaladas o las sopas. Tiene un sabor ligeramente más picante y fuerte que el Parmigiano-Reggiano, lo que lo convierte en una gran opción para añadir un poco más de profundidad a tus recetas. También se puede utilizar como queso de mesa, lo que lo convierte en una gran opción polivalente para tus recetas.

Conclusión

Los quesos italianos son algunos de los mejores del mundo, y con tantos tipos para elegir puede ser difícil saber cuáles utilizar en tus recetas. Tanto si buscas un Parmigiano-Reggiano clásico, un Gorgonzola cremoso o un Provolone picante, hay un queso para cada plato. Utiliza este artículo como guía para elegir el mejor queso italiano para tus recetas.